24 marzo 2009

Por encargo III

- - - - - - - - - - - - - - - - - - - París - - - - - - - - - - - - - - - -

Juan Madrid comenzó a sudar y se dejó caer sobre el sofá medio muerto de pánico. El desconocido sonrió mientras cubría con discreción el revólver bajo un sombrero.

- Tranquilícese, esto va a terminar muy pronto, añadió el visitante para que Juan no se ciscara encima del todo. Pero en vez de tranquilizarle anegó su alma de zozobra.

Y dígame, -continuó, ¿qué día exactamente regresará don Ernesto de París?

- Yo sólo sé lo que le he contado. Ignoro la fecha y la hora aunque no puede demorarse mucho ya. De todas formas esta casa la usa como una especie de residencia de invitados y él vive en otra mansión a las afueras. Yo pienso marcharme de aquí mañana mismo porque no me gusta todo esto. Dijo Juan con poca convicción como para no alertar al visitante que en ese momento paladeaba su último trago de whiski. Juan Madrid a pesar de la zozobra tuvo tiempo de reflexionar sobre los pormenores y contrastes entre la vida real y la ficción porque nunca había visto sudar tanto a ningún personaje de sus novelas como él lo hacía ahora.

- Tengo una mala noticia que darle, dijo el visitante mientras dejaba la copa vacía sobre la mesa, nadie se moverá de aquí hasta que no regrese Ernesto de París. El rostro ya pajizo de Juan Madrid se volvió completamente exangüe. Tan pronto regrese, continuó el visitante, usted podrá abandonar la casa mientras él y yo mantenemos una animada charla que quedó pendiente desde hace semanas.

De pronto, el pomo de la puerta emitió un característico chasquido al girar y los dos se miraron alarmados.


Continua en IV

3 comentarios:

Isabel Romana dijo...

Si estuviera en lugar de Juan Madrid estaría todavía más asustada.¡Sólo de pensar la cantidad de personajes que estarían deseando ajustarle cuentas...! Un relato muy conseguido. Espero con interés la continuación. Saludos cordiales.

alba* dijo...

Buenos días señor náufrago.

¡Qué suspense!
¿Quién será?
¿Ernesto que ha vuelto de París?
mmmm
¿U otro nuevo personaje?
No sé no sé.

De vértigo, Prometeo de vértigo, en fin quedo a la espera, no me queda otra.

Besotes.

Prometeo dijo...

jajaja Saludos.