03 agosto 2009

Entrevista de trabajo


Estaba nervioso, para qué iba a negarlo. Mis compañeros me decían, tú tranquilo. No pasa nada. Los nervios sólo los sientes tú, los demás no tienen por qué percibirlos. Ten calma y dominarás la situación.

Era muy sencillo de decir para quienes no tenían que cruzar semejante raya. Cuando uno se juega el futuro en una entrevista de trabajo no es cosa de tú tranquilo que no pasa nada.

Respiré profundo. A ver, recomendaciones a tener en cuenta cuando uno se encuentra ante un trance así, pensé, y me puse a repasar todos los vídeos y libros que hablaban del asunto de manera detallada. Lo primero es el currículum, ¿lo has preparado a conciencia y redactado de acuerdo al puesto al que optas? escuché que decía alguien desde la pantalla. Mientras yo quemaba mis nervios frotándome las manos pude escuchar las advertencias sobre la comunicación no verbal y el cuidado que había que tener con el mensaje oculto involucrado en un gesto inoportuno. Mucho ojo con llevarse la mano a la boca o a la nariz, decían. Tampoco está bien cruzar los brazos y quedarse como un pasmarote. No te sientes en el borde de la silla ni deposites ningún objeto personal sobre la mesa.

Faltaban diez minutos para la entrevista y yo estaba cada vez más inquieto. Cinco minutos después entró María: acaba de llegar Silvia Reinosa. Dile que pase, me oí decirle. Entró y apenas pude articular palabra: ¿es usted Silvia? balbucí. La misma, aquí estoy a su disposición, pero siéntese, por favor, dijo ella resuelta. Supongo que es usted Juan Martínez. Asentí con un gesto de cabeza y proseguí: es la primera vez que realizo una entrevista de trabajo, sabrá disculpar mi torpeza, Silvia. No se preocupe, tranquilícese, añadió ella.

A ver, Silvia. Estamos buscando una persona que sea capaz de organizar esta oficina, que lleve la agenda de trabajo, que atienda las llamadas y esas cosas. Hábleme de su experiencia laboral. Silvia juntó sus manos formando una pirámide con los dedos sobre su boca con las puntas muy cerca de la nariz y rompió a hablar. Mire, le seré sincera: no voy a la caza de un puesto de trabajo; lo que en realidad busco es el trámite de una ocupación que me procure seguridad; en cuanto al empleo, no se preocupe, tengo sobrada formación y experiencia y sabré adaptarme a él.

Quedé sorprendido por esa entrada; no me esperaba algo y así y las palabras de Silvia me dejaron totalmente descolocado. Ella se percató de mi desconcierto y esbozó una sonrisa que pretendía infundir confianza.

Bien, -acerté a articular, -como sabe soy el responsable de recursos humanos y… Silvia susurraba para sí mi nombre. Mire, Juan: ni usted ni yo podemos perder el tiempo, así que vayamos al grano: su empresa, si no recuerdo mal, ofrece 13 pagas, un mes de vacaciones, dietas y desplazamiento. Pues entonces, no se hable más, el puesto es mío, dijo y se puso en pie. Espero que sabrán estar a la altura.

Gracias, -Acerté a decir,- ha sido más fácil de lo que pensaba. Muchas gracias, Silvia. ¿Ve cómo no era para tanto? Añadió segura. ¿Cuándo empieza? Le grité mientras desaparecía por el pasillo. Mañana mismo, dijo. Mañana a las 9 nos vemos, la oí decir mientras se alejaba hacia la puerta.

Los nervios se habían esfumado definitivamente y respiré tranquilo. A fin de cuentas no fue para tanto.


31 comentarios:

Onminayas dijo...

Pues me lo pones fácil... Cada vez me alegro más de haber sufrido tres oposiciones y haber pasado por dos traslados para, a pesar de ello, seguir aún dudando si tengo el puesto que busqué y el destino que decidí...

Porque yo, desde luego, no pertenezco a esta generación caníbal y emprendedora. O debe ser algo genético.

Revisito el corto, y me sigue pareciendo igual de excelente.

Abrazo.

Ana Márquez dijo...

Caray, qué desparpajo!! :-) Ya me gustaría a mí tenerlo también en ciertas ocasiones.

Un buen relato breve, amigo. Con un mensaje claro. Un abrazo fuerte.

Abuela Ciber dijo...

Bravo!!! Bravo!!!
Ja Ja buenisimo!!!!

Que grato cuando comenzamos con una sonrisa el devenir del día......

Cariños

Mundo Animal. dijo...

__@@@@@
_@@___@@_________@@@@
_@@___@@_______@@____@@@
_@@__@@_______@___@@___@@
__@@__@______@__@@__@@___@@
___@@__@____@__@@_____@@__@
____@@_@@__@_@@________@@
____@@___@__@@
___@___________@
__@_____________@ QUE ESTES BIEN !
_@____^_____^____@
_@_______º_______@
_@_______________@
___@_____V_____@
____@@_______@ BESOS Y CARIÑOS!
_______@@@@
BUENAS TARDESSSSSS!!!!!!
TODAS LAS ENTREVISTAS DE TRABAJO SON MUYYYYY DIFICILESSSSSSSSS.
UN SALUDOOOOOOOOO

Leni dijo...

jajajaja...
Pobre¡¡
Una entrada muy interesante.
Con dos versiones sobre un mismo tema.
Ponerse en el lugar del otro es un gran ejercicio de inteligencia.
Silvia entrevistada y entrevistadora.
Después de la risa,si analizas,se puede crear un gran debate social y/o político.
¿Como sería la entrevista que le hicieron al entrevistador?..
Tic,ta,tic,tac,tic,tac.

¿Te has fijado en la desidia de la secretaria?(Ya solo eso te pone nervioso)

Menos mal que a mí nunca me han ladrado ,dudo de mi reaccion
jajaja.

Eres de muchos colores Prometeo.

Beso
(contratado) jejeje

Prometeo dijo...

Saludos, Onminayas. De todo hay en el mundo. La variedad es impresionante. Gracias por tus comentarios.

Un abrazo

Prometeo dijo...

Gracias Ana. Tenía duda sobre su inclusión en el blog o no. Bien es verdad que me gusta sorprender por los más variados temas.

Un abrazo.

Prometeo dijo...

Me alegro, Abuela Ciber que le haya alegrado el comienzo del día.

Cariños

Prometeo dijo...

Saludos Mundo Animal. Es verdad, todo examen es complicado de digerir.

Saludos

Prometeo dijo...

Hola Leni. Es que te apuntas a todo. También a un debate social o político. Tic,tac, tic, tac.

Somos de muchos colores, Leni.

Contratada (y no me pillos los dedos).

Beso.

Ela dijo...

si que puede ser un momento tenso...

me recordo una esena de trainspotting donde Spud tiene una entrevista de trabajo y renton le da unos pequeños "consejos" para salir del paso.... y si que supo joderla jajjaja


un gran beso

Loli dijo...

Me quedé divinamente confundida con la entrada.
Si vieras lo linda que me pongo cuando em confundes?
Jijijiji

Prometeo dijo...

Hola Ela. No he visto la película ni he leído el libro del que salió pero estoy en ello.

Un gran beso para ti

Prometeo dijo...

jajaja Loli. Me alegro de que sea así. No te esperabas tal cosa. Bueno hay que intentar sorprender de muy variadas maneras. Es una entrada que tenía en reserva y nunca me decidía y al final lo hice.

Besos.

MiLaGroS dijo...

ja, ja, ja. ¡ Que caracter!. Cualquiera le contradice. me ha encantado el relato. un abrazo.

Prometeo dijo...

Hola Milagros. Una mujer de bandera.

Gracias por tu comentario.

Un abrazo

mar dijo...

Hola, Prometeo.

A eso se le llama empatía sí señor.

Del video pues en fin, menos mal que estas cosas no pasan de este lado ¿o sí?


Besos

Prometeo dijo...

Hola Mar. De todo hay pero lejos.

Besos.

victoria dijo...

Un relato que engancha,graciasmi amigo por compartirlo.con cariño Vicky

Cintia Fuentes Sánchez dijo...

gracias por seguirme :-)

Prometeo dijo...

Gracias Victoria.

Un abrazo

Prometeo dijo...

Hola Cintia, nos leemos.

Besos

Mimí dijo...

Buenísima!!

Prometeo dijo...

Gracias Mimí.

Saludos

M. Angel dijo...

Prometeo, placer saludarte y poder leer tus escritos´

gracias por poner mi blog entre los tuyos favoritos.

Saludos

Belkis dijo...

Hola prometeo, he venido a agradecerte el que me sigas y a conocer tu espacio. Esta entrevista me parece muy original, parece ser que la entrevistada terminó siendo la entrevistadora. Muy buena. Seguiré dando un vistazo por aquí. Un saludo cordial

Arwen dijo...

Ha estado muy bien darle la vuelta a los papeles de esta historia y ver que es tonteria ponerse nervioso en una entrevista porque al fin al cabo es solo una persona...buenisimo blog Prometeo, besitos cielo

Prometeo dijo...

Gracias a ti M.Angel por tu visita.

Saludos

Prometeo dijo...

HOla Belkis, gracias por la visita. Encantado. Nos leemos.

Un saludo

Prometeo dijo...

Gracias Arwen. Nos leemos.

Besitos.

Cani Mancebo dijo...

Jajaja. Así deberían ser todas las entrevistas de trabajo, jajaja.

El vídeo, sin comentarios :)

Saludos.