11 junio 2008

Miembros y miembras: Babel.


Reconozco que es de escaso mérito hacer referencia al asunto. El nivel es tan bajo que no merece la pena ni de rebajarse a criticar las ocurrencias de quienes se dedican a destrozar el idioma. Lo de miembros y miembras representa un peldaño más en la conjura de los despropósitos que no tiene perspectiva de ir a menos. ¿Quién dijo que lo del chiquilicuatre era un baile pasajero?

Por si alguien no se ha enterado glosamos aquí la ocurrencia de una ministra del gobierno de España que se ha referido de ese modo a los miembros y miembras pertenecientes a una Comisión del Congreso (y Congresa) de los Diputados (y Diputadas). Una vergüenza escuchar estas cosas. Parece ser que ante tanto desvarío los profesionales electricistas van a reivindicar la palabra electricisto. Puestos a hacer el ridículo…

Vascos y vascas, padres y madres, (a las APAS, o sea a las asociaciones de padres se les llama ahora AMPAS, es decir, asociaciones de madres y padres de alumnos). Algunos por querer ser más papitas que el papa en lo tocante a la igualdad perpetran estos excesos que rayan con la cursilería.

Lo cierto es que lo tienen harto difícil todos los que practican esta suerte de allanamiento de morada con el diccionario porque el uso del idioma ejemplifica bien la llamada ley del mínimo esfuerzo y eso de estar todo el día repitiendo padres y madres, niños y niñas, vascos y vascas produce agujetas en la lengua y al final, tras el sarampión verbicida (permítaseme el palabro) volverán las aguas a su cauce.

Unos por peloteo, otros por ignorancia y los terceros por prurito imitador de lo políticamente correcto el caso es que el idioma sangra por la herida y sufre estos atentados en silencio como la señora del anuncio televisivo…

¿Y no sería mejor que nombraran a gente ya formada para ocupar los ministerios y nos evitaran padecer esta vergüenza ajena?

16 comentarios:

pcsolotto dijo...

I agree with you about these. Well someday Ill create a blog to compete you! lolz.

pcsolotto dijo...

Thanks to the owner of this blog. Ive enjoyed reading this topic.

powerball lottery dijo...

It enables us to express our feelings and opinions.

Gonzalo dijo...

Esto de lo que usted nos da cuenta es lo que ocurre con la figura del "Tertuliano". Aquel que tiene títulos de "las más prestigiosas universidades con veinte "másteres"(sic)" (sic). Y yo lo "credo quia absurdum est". El que habla, habla y habla... figura en tal mesa "de debate" (sic). Y habla nuestro tertuliano, porque hay que rellenar una hora de interesantísimo debate (sic, otra vez) en la televisión. Sigue hablando. Ahora rellena su vaso de agua, necesita aclararse la garganta. Ahora se cree Dios y llama X a Y. Nuestro carísimo Amando de Miguel lo diagnosticó en "La perversión del lenguaje". Un profesor mío de inglés muy mayor dijo hace poco que él "estaba formando a futuros ministros" y por eso se tomaba en serio su trabajo. Se escuchó una voz que dijo "Sí, ministros de la droga". Cráneo previlegiado.


Un abrazo,
Gonzalo

Prometeo dijo...

Así está el patio, Gonzalo.

Cita don Amando de Miguel una palabra muy bonita, "persona" que es un femenino; esperemos que a nadie le dé por hablar de persono...

Un abrazo

Anónimo dijo...

Prometeo, estoy plenamente deacuerdo. Pero hay tanto verbicida suelto... Personas somos, ni o ni a, personas en genérico. Sol!
Dixit Dama del trapecio.

Prometeo dijo...

Se refiere Amando a que el vocablo persona es femenino ("la" persona), sin embargo a nadie puede ofender que le llamen persona.

Sol, sí, bella dama del trapecio, como ya morriñeaba nada menos que Lope de Vega en sus versos: "a mis sol-edades voy, de mis sol-edades vengo, porque para andar conmigo me bastan mis pensamientos"...

http://www.palabravirtual.com/index.php?ir=ver_poema1.php&pid=780

Gonzalo dijo...

El problema esa caterva vende-panfletos cree -en grupo- que la palabra tiene sexo. La palabra en lo que concierne a gramática no tiene más que género (de genus, generis: origen, naturaleza, estirpe si se quiere) y número y ya es decir demasiado que "tenga" (algo). Es tal su obsesión por la carne que en su estrechez mental buscan no sólo permutar significados, sino dotar a la Palabra de sexo y entidad material. Luego nos dicen que el lenguaje es machista. Mañana dirán que las piedras son malvadas porque con ellas nos tropezamos. Και τα λοιπά. Etc.

Saludos,
Gonzalo

Gonzalo dijo...

Un problema de esa caterva vende-panfletos es que cree -en grupo- que la palabra tiene sexo.
LAPSUS CALAMI

Prometeo dijo...

Los políticos viven de hacer la pelota a ciertos grupos sociales, no de criticarlos. Si existiera la asociación de los que mantienen que el sol sale por el oeste no dudarían en dejar en ridículo a los científicos con tal de recolectar votos.

Gonzalo dijo...

Sabe que yo no he tenido nunca derecho de voto; y que aunque lo tuviere, no lo usaré porque de tal modo se les legitima. Cualquier cosa que hagan, está legitimada. Esta crisis no es nueva. Llevamos ya treinta años de crisis. Es ya crónica. No es nuevo. Algo que reconozco que me enerva sobremanera es cuando oígo al tertuliano de turno "criticando" (el sistema de) la educación. ¡¡Si son ellos los que la han cambiado (Villar-Palasí)!! "Esk komo aora no s´ehtudia l@tín..." y en diciendo eso, ese pobre hombre ya se siente elevado cuando, con suerte, recuerda que "el l@tín, si, lah dehklinacioneh, cizeró; rosa, rosáe". Se crece junto a los demás tertulianos. Se lanzan miradas furtivas y risas cómplices (subrident). Son ellos, exactamente ellos y no otros los culpables del marasmo actual de España (scilicet, "este país"). Yo esto no lo entiendo, de verdad. Cada día menos. Le echan la culpa al pobre hanalfaveto con su camiseta del Ché que entra a la Universidad y en su "copia verborum" no hay más de 100 palabras; apenas sabe leer y se expresa en español con dificultad. Es lo fácil.

Copio entero un párrafo de aquel poeta de quien con su pincel el griego de Toledo nos dio testimonio.


"¡Ea, pluma, ea lengua medrosa, ofensiva de reverente, intentemos lo difícil, aunque nos perdamos en ello! No templemos las velas en la oración, ni elijamos las vecindades tranquilas y seguras, si menos gloriosas del puerto. Desaprendamos ya miedo tan lánguido e intentemos la tempestad. No solicitemos domar los hibiernos de las ondas: el naufragio solicitemos; embistamos señaladamente el escollo nuestro, si el puerto suyo, que si nos dejamos fiar de los vientos largos, de los mares inmensos de su virtud, de sus méritos, bien que a estrecho de veinte y seis brazas de edad abreviados, aun prestados del Cielo infinitos lienzos, infinitas lenguas del bronce, sin acabar la navegación estudiosa, se apurarán los estilos, se ahogarán los alientos." (Al Serenísimo Señor el Cardenal Infante Mi Señor. -tomado de los "Sermones Cortesanos" de fr. Hortensio Félix Paravicino y Arteaga: Castalia, 1994)

Saludos,
Gonzalo

azpeitia dijo...

Yo a mi miembro, he empezado a llamarle miembra, es más femenino...hay que joderse con las ministras del feminoide zp

Prometeo dijo...

Saludos, Gonzalo y azpeitia.

Parece que la ministra quiso hacerse notar un poco ya que su ministerio está vacío de contenido y por no tener no tiene ni una sede propia.

mcarmen dijo...

Bonito sitio el de palabravirtual, os recomiendo otro en el que estuve trabajando muchos años y en el que tengo muy buenos amigos: www.cervantesvirtual.com
Un abrazo

Prometeo dijo...

Tienes razón. Voy a poner el cervantesvirtual.com como enlace.

Un abrazo.

mcarmen dijo...

¡Gracias por ese enlace!
Besicos